Abril 2016

AVISOS PARROQUIALES • Horario de misas. Diario: San Columbano: 9 am (Menos sábados).   Santa María: 10 am., 6.30, y 8 pm. Monasterio: 5.30 pm. Festivos: (el sábado por la tarde se cumple el precepto dominical) San Columbano: Sábado: 7.30 pm. Domingo: 9 y 12 am, 4.30 y 7.30 pm Santa María: Sábado: 3,30, 5, 6.30, y 8 pm. Domingo: 7, 8.30, 10, 11.30 am y 5, 6.30 y 8 pm.   Capilla Mater Misericordiae Domini (Señor de los Milagros en Santa María) 7.45 am y 5.45 pm. Monasterio: Sábado 8.30 am. Domingo: 10.30 am. Fátima: Sábado 5.30 pm. Domingo 9.30 am. Señor de la Soledad Sábado 12 m Santa Rosa (M. Alto) Domingo: 8 am.  • Disponemos del servicio de una posta médica en Santa María (Av. Las Palmeras cdra. 39) que atiende por las tardes desde las 5 pm. Atención en odontología, psicología, terapia del lenguaje, dermatología y podología.• Disponemos del servicio gratuito de ALCOHÓLICOS, NARCÓTICOS Y JUGADORES (LUDÓPATAS) ANÓNIMOS a las 7 pm en la posta n° 1 de Santa María de la Providencia. • Disponemos del servicio gratuito de DIAPER (Dialogo Personalizado), los martes, jueves y domingos, de 6 a 9:00 pm, en Santa María, para orientación conyugal, familiar, padres e hijos, personal… • La COOPERATIVA DE AHORRO Y CRÉDITO “SANTA MARÍA DE LA PROVIDENCIA” atiende en Santa María de lunes a sábado de 6 a 9:00 pm, y los domingos también de 8 a 1:00 pm y de 6 a 9:00 pm. • La parroquia está así mismo dando de comer diariamente a muchos niños en el COMEDOR INFANTIL DE MERCURIO ALTO. * Los servicios de Velatorio y Recepción están a disposición de todos El Santísimo se expone los jueves: todo el día con servicio de confesión. en Santa María- San Columbano: Primeros viernes de mes todo el día. Los primeros, terceros y quintos domingos del mes hay bautizo en San Columbano a las 4.30 pm. Los sábados siempre, con misa, en Santa María a las 3.30 pm. La catequesis previa al Bautismo se hace los tres primeros sábados de mes en Santa María a las 3.30 pm y los cuartos domingos a las 3.30 en San Columbano. Año 2015, Ciclo B de lecturas dominicales.   Año de la vida consagrada. Año de la Corresponsabilidad. Lema: Todo lo has recibido de Dios, compártelo.

 

2016: AÑO SANTO DE LA MISERICORDIA.

 

ABRIL. LEMA: CELEBREMOS LA ALEGRÍA DE EVANGELIZAR

 

15 Retiro para participantes de Catequesis Familiar. Perseverancia de mujeres. Jornada prematrimonial. Oración de jóvenes a las 7 pm en San Columbano.

16 Prebautismal en Santa María

17 4° domingo de pascua. LEMA: SEAMOS LA VOZ DEL BUEN PASTOR. Jornada mundial de oración por las vocaciones

22 Retiros de Escoge y Perseverancia de varones.

24 5° domingo de Pascua. LEMA: EVANGELICEMOS LLEVANDO EL AMOR DE DIOS. Prebautismal en San Columbano. Celebración de sacramentos de adultos en San Columbano a las 7.30 pm

26 Noche de renovación matrimonial

29 Retiro de Crecer en Pareja

30 Matrimonios comunitarios. Prebautismal en Santa María

MAYO. LEMA: VAMOS A LA FIESTA CON JESÚS

1 6° Domingo de Pascua. LEMA: ESCUCHAR LA PALABRA DE DIOS NOS LLENA DE ALEGRÍA. Comienza el mes de María. Rosario público domingos desde Santa María a San Columano a las 8 am. Hoy Vialucis y bendición de la parroquia desde el cerro de San Columbano

6 Oración de jóvenes en Santa María.

7 Prebautismal en Santa María

8 ASCENSIÓN DEL SEÑOR. LEMA: ESTAMOS ALEGRES PORQUE, RESUCITADO, LLEGA AL TRONO DE SU PADRE POR NOSOTROS. Homenaje y bendición de las mamás en todas las misas.

13 Retiro de Encuentro matrimonial. Jornada prematrimonial. Misa solemne en Fátima y procesión. Vigilia de Pentecostés en Santa María con sacramentos de adultos y San Columbano

14 Vigilia de Pentecostés en el Monasterio. Prebautismal en Santa María

15 PENTECOSTÉS. LEMA: ALEGRES POR RECIBIR AL ESPÍRITU SANTO. Entrega de la comunión a las ministras de los enfermos

 

Carta a la comunidad

Nunca fu fácil la fe

El acoso a la Iglesia desde los medios de comunicación es incesante, pero beneficioso. Pero los listos de todos los pelajes también nos ponen a prueba. Porque piensa el ladrón que todos son de su condición.

Están profetizados en la Biblia en Sabiduría 2,9ss:

“Sometámoslo a humillaciones y a torturas, veamos cómo las acepta, probemos su paciencia. Luego, condenémoslo a una muerte infame pues, según él, alguien intenvendrá”.Así es como razonan, pero están equivocados. Su maldad los enceguece, de tal manera que no conocen los secretos de Dios. No esperan la recompensa de una vida santa, ni creen que las almas puras tendrán su paga. Pero Dios creó al hombre a imagen de lo que en él es invisible, y no para que fuera un ser corruptible. La envidia del diablo introdujo la muerte en el mundo, y la experimentan los que toman su partido. Las almas de los justos están en las manos de Dios y ningún tormento podrá alcanzarlos”.

Nos acusan de cosas que ni sabíamos. Nos vigilan. Nos calumnian. Sospechan de nosotros. Y, sin embargo, pocas veces dicen las cosas buenas que hacemos. Pocas veces, y muchas de ellas sospechan que es con la intención de perjudicar a otros, de hacernos propaganda o de aprovecharnos más adelante.

Los hijos prueban a sus padres constantemente. Lógicamente llegan a cansar. Pero Dios existe. Dios consuela y defiende. Dios ayuda y fortalece. Y Dios, con su gracia, cambia los corazones, incluso de los más duros y resistentes.

Constantemente observamos lo que estamos diciendo en los retiros de adultos. Cuando uno está a solas con su fe, ya no hay escapatoria. Se encuentra con Dios. Y los corazones cambian como se vuelve fuego lo que se encuentra con el fuego.

No puede uno aceptar lo bueno como malo. En la vida hay cosas que se pueden perdonar o tolerar, porque son malas, pero queremos salvar a los que las practican, pero no aprobar como buenas. Dios es el bien. Cualquier traición al bien es una traición a Dios. Como cualquier traición a la verdad o a la justicia.

Puedes aguantarte de denunciar en algún caso el mal, para prevenir males mayores, pero no hacer el mal directamente, ni aprobarlo directamente. Otra cosa es tolerarlo o perdonarlo. Eso no es consentirlo ni es participar en él. Porque, en último término, después de hacer cuantos esfuerzos y delicadeza sean precisos y necesarios para evitar un mal, es posible que no puedas evitarlo sin quitarle a otro su autonomía. Entonces no se consiente, se tolera. Pero no debemos participar en él.

Muchas veces nos piden actos que van contra estos valores supremos y no debemos consentirlos. Por eso es necesaria una educación moral donde pongamos el bien y la verdad en primer lugar.

El criterio de una obra no es ni la democracia ni la ley humano. El criterio es Dios y su voluntad. Por eso es necesario siempre pedir perdón, pero también escrutarla constantemente.

Ahora bien, es posible que pidamos lo imposible. Que nos empeñemos en vivir fuera de este mundo de pecado y queramos que nuestra vida o la ajena estén absolutamente inmunes a la tentación. Eso no puede ser. Ser tentados no significa caer en pecado. Ser tentados no significa permitir la tentación. Ser tentados es sólo recibir un ataque. El combate no significa la derrota y ser tentados no significa haber aceptado el mal, sino reconocerlo como enemigo.

Pidamos lo que pide el padre nuestro: no nos dejes caer en la tentación. Si el Señor la permite es para nuestro bien.

 

César Buendía

 

 

Sepa defender su fe

La exhortación apostólica “La alegría del amor” del Papa Francisco

«Tenemos que ser humildes y realistas, para reconocer que a veces nuestro modo de presentar las convicciones cristianas, y la forma de tratar a las personas, han ayudado a provocar lo que hoy lamentamos, por lo cual nos corresponde una saludable reacción de autocrítica… Otras veces, hemos presentado un ideal teológico del matrimonio demasiado abstracto, casi artificiosamente construido, lejano de la situación concreta y de las posibilidades efectivas de las familias reales. Esta idealización excesiva, sobre todo cuando no hemos despertado la confianza en la gracia, no ha hecho que el matrimonio sea más deseable y atractivo, sino todo lo contrarioTambién nos cuesta dejar espacio a la conciencia de los fieles, que muchas veces responden lo mejor posible al Evangelio en medio de sus límites y pueden desarrollar su propio discernimiento ante situaciones donde se rompen todos los esquemas. Estamos llamados a formar las conciencias, pero no a pretender sustituirlas».

La carta invita al equilibrio. Una carta de padre dirigida a las familias no debe ser analizada como un documento que tenga la rigurosidad de un dogma, aunque recuerde el dogma. No intenta declarar nada nuevo, sino reflexionar sobre lo conocido y su verdadero alcance. Y, desde el principio invita a los cristianos a ser exigentes consigo mismos pero indulgentes con los demás: “la forma de presentar las convicciones cristianas”. Se trata de forma y no de fondo. A un niño no se le da la comida del adulto, ni se le piden responsabilidades de adulto, ni se le obliga a trabajar, a pensar o a hablar como adulto. Es un niño. El mundo al que se le da el evangelio tiene que hacer un largo trayecto desde sus convicciones y costumbres hasta Cristo. Por eso, la paciencia y la alegría, el amor y la tolerancia son indispensables, porque es indispensable la comprensión de sus problemas, de los cuales no se sale fácilmente.

De todos modos hay límites infranqueables: «No puedo dejar de decir que, si la familia es el santuario de la vida, el lugar donde la vida es engendrada y cuidada, constituye una contradicción lacerante que se convierta en el lugar donde la vida es negada y destrozada. Es tan grande el valor de una vida humana, y es tan inalienable el derecho a la vida del niño inocente que crece en el seno de su madre, que de ningún modo se puede plantear como un derecho sobre el propio cuerpo la posibilidad de tomar decisiones con respecto a esa vida, que es un fin en sí misma y que nunca puede ser un objeto de dominio de otro ser humano».

La liberación que experimenta el Papa al hablar de todo esto es la misma que transmite Jesucristo al invitarnos a no dejarnos llevar por un verdad a medias. Si es cierto que hemos de soportar la tentación e incluso reconocer y aceptar que pecamos, no es menos cierto que no nos podemos conformar con esta situación. El ideal arrastra la realidad porque enamora. Por eso, la familia, que tiene que poner los medios para educar y conversar con los demás miembros de la familia (¿por qué tener siempre la computadora o el televisor encendido y no conversar?) es un ámbito de humanidad que no se queda en ciertos límites: “El pequeño núcleo familiar no debería aislarse de la familia ampliada, donde están los padres, los tíos, los primos, e incluso los vecinos. El individualismo de estos tiempos a veces lleva a encerrarse en un pequeño nido de seguridad y a sentir a los otros como un peligro molesto (…) Esta familia grande debería integrar con mucho amor a las madres adolescentes, a los niños sin padres, a las mujeres solas que deben llevar adelante la educación de sus hijos, a las personas con alguna discapacidad que requieren mucho afecto y cercanía, a los jóvenes que luchan contra una adicción, a los solteros, separados o viudos que sufren la soledad, a los ancianos y enfermos que no reciben el apoyo de sus hijos, y en su seno tienen cabida incluso los más desastrosos en las conductas de su vida… Finalmente, no se puede olvidar que en esta familia grande están también el suegro, la suegra y todos los parientes del cónyuge. Una delicadeza propia del amor consiste en evitar verlos como competidores, como seres peligrosos, como invasores. La unión conyugal reclama respetar sus tradiciones y costumbres, tratar de comprender su lenguaje, contener las críticas, cuidarlos e integrarlos de alguna manera en el propio corazón, aun cuando haya que preservar la legítima autonomía y la intimidad de la pareja».

 

El cuento

UN NUDO EN LA SÁBANA En la reunión de padres de familia de una escuela, la directora resaltaba el apoyo que los padres deben darle a los hijos. Ella entendía que aunque la mayoría de los padres de la comunidad eran trabajadores, debían encontrar un poco de tiempo para dedicar y pasar con los niños. Sin embargo, la directora se sorprendió cuando uno de los padres se levantó y explicó, que él no tenía tiempo de hablar con su hijo durante la semana. Cuando salía para trabajar era muy temprano y su hijo todavía estaba durmiendo y cuando regresaba del trabajo era muy tarde y el niño ya estaba acostado. Explicó además, que tenía que trabajar de esa forma para proveer el sustento de la familia. Dijo también que el no tener tiempo para su hijo lo angustiaba mucho e intentaba reemplazar esa falta dándole un beso todas las noches cuando llegaba a su casa y para que su hijo supiera que él le había ido a ver mientras dormía, hacía un nudo en la punta de la sábana. Cuando mi hijo despierta y ve el nudo, sabe que su papá ha estado allí y lo ha besado. El nudo es el medio de comunicación entre nosotros. La directora se emocionó con aquella singular historia y se sorprendió aún más cuando comprobó que el hijo de aquel hombre era uno de los mejores alumnos de la escuela. Dios ha hecho muchos nudos en nuestra sábana. Esperemos ser los mejores alumnos de su escuela.

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: